El aliento sirve para diagnosticar Parkinson

“Este avance para detectar la enfermedad en fase temprana ha sido conseguido por investigadores israelíes”

 

La comunidad científica internacional ha acogido con admiración y esperanza el último logro biomédico conseguido por un equipo de investigadores del Instituto Tecnológico de Israel, en el campus de la Universidad de Haifa. Se trata de un sensor que tiene como finalidad detectar el mal de Parkinson en fase temprana, a partir del aliento de las personas. Hasta ahora, el éxito de la prueba tiene la misma fiabilidad que una ecografía del cerebro. En este mítico Centro, que inició sus actividades en el campo de la Física en 1912, varias décadas antes del nacimiento del estado de Israel, se ha creado una Facultad de Medicina que tiene el reconocimiento de las mas importantes del mundo, entre ellas la estadounidense de Harvard. Por eso no es de extrañar que sus investigadores biomédicos logren avances de calado en sus disciplinas como ha ocurrido con el trabajo de los profesores John P. Finberg y Hossam Haick. Estos científicos y sus respectivos equipos multidisciplinares –como explican en “ACS Chemical Neuroscience”– diseñaron y construyeron un ingenio con una matriz de cuarenta sensores basados en nanopartículas de oro o nanotubos de carbono. Basados en una compleja estrategia, cada uno de estos sensores tiene una sustancia química diferente. En los próximos meses los investigadores israelíes trabajarán en nuevos diseños de este sensor, con el objetivo de superar el actual 79 por ciento de sensibilidad, 84 por ciento de especificidad y 81 por ciento de precisión.

El mal de Parkinson surge cuando las neuronas dejan de producir dopamina, sustancia química del cerebro. Desde hace tiempo el arsenal terapéutico contra esta enfermedad neurodegenerativa se centra en la levodopa. Varias compañías multinacionales han intentado revertir la pérdida de dopamina con otros fármacos, sin éxito hasta el momento.

José María Fernández-Rúa

PUBLICADO EN A TU SALUD(LA RAZÓN) EL DOMINGO 21 OCT 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *